Carlos de Inglaterra: «Tengo muchas ganas de ser abuelo»

El príncipe de Gales y su esposa Camilla, duquesa de Cornualles, presidieron ayer «La noche de los héroes», una gala que cada año reúne en el Museo de la Guerra de Londres a miembros de la realeza británica (el año pasado la presidieron los duques de Cambridge) y estrellas del deporte y del mundo del espectáculo, para honrar a los miembros de las Fuerzas Armadas británicas y a los civiles que cooperan con ellas. La velada, que incluyó la entrega de premios a los militares más destacados del año, unos galardones que creó hace años el propio Carlos de Inglaterra y que patrocina el periódico The Sun, se convirtió en un improvisado homenaje al heredero británico por el embarazo de su nuera, Kate Middleton, duquesa de Cambridge.
Hacía solo unas horas que la esposa del príncipe Guillermo había sido dada de alta en el hospital King Edward VII de Londres, tras haber logrado superar el episodio de vómitos y náuseas severas que, conocido en el mundo de la Medicina como hiperémesis gravídica, obligó a su ingreso el pasado lunes 3 de diciembre.

795
Compartir

Ya sin la preocupación por la evolución de su nuera, la alegría del momento que viven los Windsor se reflejaba claramente en el rostro del príncipe Carlos, que agradeció encantado las felicitaciones y muestras de cariño: «Tengo muchas ganas de ser abuelo. El alta de Kate ha sido una maravillosa noticia, gracias a Dios, mi nuera está cada día mejor», dijo el príncipe de Gales, que aprovechó el momento para restar importancia a la broma de dos locutores de una emisora de radio australiana, que se hicieron pasar por la reina Isabel y por él mismo para conseguir información sobre el estado de la duquesa de Cambridge. Por su parte, Camilla ya conoce la sensación de ser abuela tras los nacimientos de Lola y Freddy, hijos de su hijo Tom y su nuera, Sara, y Eliza y los mellizos Louis y Gus, hijos de su hija Laura.

Camilla Parker, duquesa de Cornualles

Camilla, con un modelo de terciopelo azul marino, también está feliz por el embarazo de la duquesa de Cambridge.

Tras las felicitaciones, muchas de ellas de famosas asistentes a la gala, como la modelo australiana Elle MacPherson y la actriz Ellen Mirren, llegó el momento de los discursos. En su intervención, el príncipe Carlos recuperó el tono grave para recordar a los soldados británicos que actualmente combaten a los talibanes en Afganistán, entre ellos, su hijo menor, el príncipe Harry: «Realmente entiendo la angustia de las familias cuando sus hijos y seres queridos están en servicio activo lejos de casa. Yo me siento atormentado por mi hijo Harry, en el que pienso todos los días. Pilota helicópteros Apache pero, con 28 años, es el más joven que sirve en este momento en Afganistán. Por suerte, me llama de vez en cuando, e incluso le he convencido para que me escriba una carta», terminó bromeando el príncipe de Gales.

 Elle MacPherson

La modelo australiana Elle MacPherson estaba entre los invitados a la gala.

 Ellen Mirren

la actriz Hellen Mirren, espectacular a sus 67 años.