¿Cómo hablar con tu pareja cuando el silencio se apodera de vosotros?

¿Cómo hablar con tu pareja cuando el silencio se apodera de vosotros?

0

Los silencios muchas veces son necesarios para descubrir partes no visibles de tu pareja, pero cuando ya los tienes dominados, cuando esos silencios los tienes catalogados con información específica y ya no sabes de dónde rascar para que la comunicación fluya, te puedes ver inmersa en un sinfín de dudas, que es lo peor, de angustia, y de miedo, porque crees que si no hay comunicación la pareja se va al traste. No vas mal encaminada, la comunicación es uno de los factores principales para que la pareja dure y sea fructífera, incluso el silencio tiene que ser un medio de comunicación.

1

Pero, para que no te angusties y tengas temas de conversación aquí te van unos consejos para que no te de un soponcio cada vez que hay un silencio.

1.- Comunica desde el corazón, el corazón siempre tiene temas de conversación, lo que debes de hacer es manejarte en términos de “yo siento” y no de “yo pienso”, si conectas con las emociones de tu pareja siempre hay emociones del día a día.

2.-  Aprende de sus silencios, tienes que saber que los silencios son importantes y que dan comunicación, has de ampliar tu mirada y observar, simplemente, igual le apetece estar un rato con él mismo sin más importancia, aprende también, a que tus silencios son respetados y a pasar más tiempo callada.

6

3.- Nuestro ego, que es maravilloso para algunas cosas, nos dice que nos gusta hablar de nuestras cosas, de lo conocido, así que súbele el ego, donde se sienta protagonista de la pareja, cuando esté su ego bien subido, luego habla tú.

4.- No esperes a que te pregunte, que esta es una manía que tenemos las mujeres, de esperar a que el otro nos pregunte, cuéntale lo que te pasa, bueno, malo o regular, no esperes a que se de cuenta, porque no lo hará. Habla en términos normales, y con cero dramas. A nadie le gusta una llorica a su vera.

5.- Juega a ser abogado del diablo, es decir, ante una conversación, ofrece el contrapunto, inventa situaciones hipotéticas para ver cómo tu pareja reaccionaria, tómatelo como un juego tipo test para ver si ha cambiado algo o hay algo que tienes que redescubrir de tu pareja e integrarlo.

7

6.-  Descubriendo más a fondo tu pareja, esto se hace pidiendo que te cuente cosas o emociones que siente que no se las cuenta a los demás, por ejemplo habla de su infancia, de los primeros recuerdos, y al mismo tiempo haz tú lo mismo, si no parecerás su psicóloga y no su novia.

7.- Descuádrale con preguntas que no espera, por ejemplo: ¿Creías en los Reyes Magos cuando eras pequeño?  ¿Si no existiera los coches cómo crees que sería la vida? Y ¿Si no estuvieran los teléfonos?, preguntas que hagan crear y generar conversaciones diferentes.

8.- No hables mucho de un futuro muy lejano, aprende a que vuestros planes sean de corto a medio plazo, el futuro está a veces muy lejano y para qué vamos a generar ideas que se pueden romper. Tu futuro es a una semana vista. Excepto cuando queráis un viaje que hay que prepararlo con más tiempo.

En definitiva es ser original en la conversación, en los mensajes de texto, en email, se creativa, divertida pero siempre poniendo los límites de lo que te gusta y lo que no.

 

Compartir
Artículo anteriorNo quiero ser madre
Artículo siguienteMi vida es una mierda

No hay comentarios

Dejar una respuesta